El gurú eres tú

El Gurú Eres TU

Por Lorena Coyle

¿Estás cansado de buscar la felicidad a través de filosofías, técnicas y modas de espiritualidad sin resultados?

¿Te sientes atrapado en el constante dialogo de: “quiero ser feliz, quiero ser feliz”, pero no lo logras?

Después de investigar personalmente varias técnicas, consejos y rituales, algo me quedó muy claro, que mi felicidad solo depende de una persona, la que se refleja en el espejo cuando me paro en frente.

Entonces, ¿Qué pasa con todas esas imágenes de personas felices que veo en las redes sociales? Rodeadas de lujos, sonrisas, amigos y selfies. ¿Es esa la felicidad? Más bien entendí que me había comprado un concepto perfecto de felicidad que incluye un esposo, dos hijos, una casa, carro y un perro. Y una vez que se tienen todos esos elementos externos, ¿Ya me sentiré feliz? Le pregunté a algunas personas que tienen todo eso (y más) y su respuesta no fue muy animada. Entonces si uno se sigue sintiendo infeliz, hay un ingrediente que está haciendo falta.

¿Te suena conocido?

Dicen que los gurús tienen respuestas sencillas para problemas complicados. Y así fue como me di a la tarea de conocer un poco más sobre los enigmáticos gurús. ¿En dónde encuentro a un gurú? ¿Me podrá ayudar a conseguir la tan anhelada felicidad?

Partamos del principio, ¿Qué es un gurú?

Gurú es una palabra que proviene del sánscrito gurús y que significa “maestro”. El término comenzó a ser utilizado en el hinduismo para nombrar al jefe religioso o al maestro espiritual. En palabras sencillas, un gurú es cualquier persona que comparte su experiencia y maestría para ayudarte a crecer, para que aprendas, y te vuelvas un experto en el tema.

Esto significa que en nuestro día a día estamos rodeados de gurús, ¿Te das cuenta? Las personas con las que convives son tus gurús, tus maestros, constantemente te enseñan cosas sobre ti mismo y sobre tu realidad. Las enseñanzas vienen en diversos paquetes, algunos paquetes son dulces, otros salados, unos vienen con mucha luz, y otros con sombras.

En mi búsqueda de la fórmula de la felicidad aprendí que para aceptarme a mí misma, en mi totalidad, necesito integrar mi luz y mi sombra, aceptar todo lo que soy. Necesito conectarme con la fuente más grande de sanación: EL AMOR. Y aquí quiero hacer un paréntesis, que no se confunda el amor por mí con egoísmo. El amor y respeto por mí se alimenta de la congruencia entre lo que pienso, lo que digo y lo que hago, y es así como descubrí que yo misma me convierto en mi propio gurú. Observando y aprendiendo de mis propios errores, compartiendo mis experiencias, ayudando a otras personas a descubrir su luz, para que brillen de forma propia.

Si aceptamos que cada uno de nosotros somos responsables de nuestra felicidad, y que la felicidad es un concepto tan personal como lo es tu huella digital, el camino para alcanzarla es individual y las herramientas te las muestra tu gurú interior.

Por eso hay que educar a nuestra mente para que se conecte con nuestro corazón, hay que aprender a sentir, a desarrollar la intuición que todos tenemos, esa es la voz que debemos escuchar

Bienvenidos a este espacio para descubrir que El Gurú Eres TU.

2 thoughts on “El gurú eres tú

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *